Capitana sin barco

Capitana sin barco

El pasado miércoles 9 de julio amanecíamos con la noticia de la dimisión en bloque de la cúpula de la conselleria de Educación: el secretario autonómico, Rafael Carbonell, la subsecretaria de Educación, Virginia Jiménez Martínez, y el responsable de asuntos económicos, administración educativa y director territorial de Valencia, Ismael Martínez. Por la tarde, y tras un más que seguro toque de atención del presidente Albetro Fabra, la consellera Català compareció en rueda de prensa con los dimisionarios y los que serán sus sustitutos: nuevos conejillos de indias que harán sus deseos realidad.

Detrás de esta bonita foto de caras sonrientes y supuesto buen rollo se esconde un entramado de superposición de poderes, desautorizaciones e imposiciones políticas. Es muy sospechoso que, de repente, y tras aprobar el lunes 7 de julio el polémico decreto que modifica el currículum de primaria, abandonen sus cargos en Educación tres importantes dirigentes (todos por razones personales), y se reincorporen a sus tareas de inspección educativa.

Las malas lenguas aseguran que iban a ser cesados, y ante ese inminente desenlace los afectados optaron por mostrar su disconformidad y presentar ellos mismos sus renuncias. Hay quien habla de la mala relación que existía entre éstos, y que Santiago Martí, director general de Centros, pretendía mandar más que el secretario autonómico, Rafael Carbonell. También se apunta a qué en el trasfondo del conflicto se encuentran los enfrentamientos entre los dos grandes bandos de la conselleria, el llamado grupo de los técnicos frente al de los políticos.

Parece que las cosas no andan demasiado bien y hay quien prefiere dejar vía libre y apartarse de lo que sin duda, parece la caída del imperio, si lo podemos llamar así, o lo que es lo mismo, la decadencia del periodo Català comienza a vislumbrarse de manera fehaciente y sin remedio.

En resumen, a la consellera y reciente portavoz del Consell parece que le crecen los enanos. Desde que abandonara la alcaldía de Torrent para subir de categoría fuera de su ciudad, no ha dejado de intentar resolver la maltrecha conselleria de Educación que sus compañeros de filas se encargaron de sepultar. Repasemos la nómina: Francisco Camps (sí, ya en en 1997 era conseller de Educación), Manuel Tarancón, Esteban González Pons, Alejandro Font de Mora y José Císcar; sin olvidarnos de José Manuel Vela, que hizo su aportación estelar al sector como responsable de la bajada de sueldos a los funcionarios.

Pero en eso se ha quedado, en un intento… La señora Català se ha demostrado incapaz y al servicio de lo que manden desde el ministerio, sin demostrar un mínimo interés por las repercusiones educativas que supone la aplicación de la LOMCE en nuestra comunidad.

Es por todo ello, señora Català, que le animo a que siga el ejemplo de su equipo, y por decencia y responsabilidad, dimita de su cargo sin más dilaciones.

Share the Post

Comments (1)

  1. :

    Solo queremos que nuestros hijos reciban una educación en condiciones quien mande nos da igual

Your email address will not be published. Required fields are marked *

3 + 5 =

Capitana sin barco

Un estudio cartográfico ha determinado que la ciudad se encuentra en el epicentro de la Comunitat, favoreciendo la atracción turística y potenciando la economía local Tras realizar un estudio cartográfico de las comunidades autónomas del territorio español, se ha determinado que la ciudad de Torrent es el centro geográfico de la Comunitat Valenciana. El alcalde Jesús Ros ha anunciado esta positiva noticia en el tradicional encuentro con los medios de comunicación, puesto que se trata de una singularidad que “es propia y exclusiva de nuestro municipio” y que nos ofrece un gran potencial, “tanto en el ámbito empresarial como turístico, otorgando un reforzamiento de la imagen de marca para la ciudad”, ha destacado el alcalde. El estudio, realizado por el Ingeniero de Caminos, Gonzalo Gómez Mataix,  muestra a Torrent como el epicentro con una coordenada X UTM de 710.405 y una coordenada Y UTM 4.363.709. La publicación ha sido presentada al Instituto de Cartografía y, efectivamente, se ha confirmado que el epicentro de la Comunitat se encuentra situado dentro del término de Torrent, más exactamente en la zona situada por el Mas dels Xils; un espacio residencial y campestre perteneciente a la capital de l’Horta Sud. Por ello, próximamente se va a realizar un estudio para determinar el punto exacto, y comprobar si se trata de una zona pública o privada, para así, poder crear un espacio único en este emplazamiento, donde incluso pueda construirse un monumento conmemorativo que funcione como atractivo turístico y refuerce este tipo de oferta. De esta manera, Torrent “se convertirá en un hito, actuando como foco de atracción turística, bajo el amparo de la potente imagen de marca que dicha condición geográfica otorga al municipio”, a través de, por ejemplo, la creación de diferentes campañas publicitarias que contribuyan a crear una buena repercusión en la ciudad, y este beneficio recaerá directamente en los torrentinos y torrentinas. Pero también se contribuirá en las actividades económicas: comercio e industria, ya que se abre un gran abanico de “excelentes condiciones para el desarrollo de iniciativas públicas encaminadas a potenciar la economía local”, ha explicado Ros. Esto sería positivo, no sólo para el comercio local, sino para la implantación de un parque empresarial o tecnológico en este enclave, puesto que el área está próxima al casco urbano de Torrent o a la ciudad de Valencia, lo que hace muy atractiva esta localización.