Reconocimientos silenciados

Reconocimientos silenciados

Hoy llevamos al Pleno la declaración de reconocimiento personal, con 76 años de retraso, al que fue Alcalde de nuestra ciudad en 1936, Salvador Fernández Ros.

La declaración a Salvador, lleva implícito el reconocimiento a la gente que luchó por la democracia, la libertad y el avance social de un país.

En la Guerra Civil española y la posguerra los episodios rudos fueron incontables: exilios, aprisionamientos, campos de concentración, palizas, persecuciones, humillaciones,… Pero, probablemente, el aspecto más incómodo, dentro del contexto represivo, fue el de las víctimas mortales intencionadas, tanto durante la guerra, como los fusilamientos que una vez acabada esta se acumulaban día a día en los cementerios.

La guerra civil, dio paso a una larga dictadura de 40 años de represión, de atraso y de miseria. Una guerra más que injusta, responsable de miles de víctimas inocentes, con importantes diferencias marcadas desde un principio. Se daban instrucciones de auténtica dureza contra aquellos que no estuvieran a favor del régimen, no  se rendía cuentas a nadie.

Según estudios recientes hablamos de 150.000 víctimas, aunque la lógica apunta a que la cifra podría subir considerablemente puesto que en los 70 desaparecen muchos archivos militares y en el 77 se mandó acabar con ciertos archivos falangistas.

La represión, encabezada por los tribunales militares aplicaron la pena de muerte con mucha frecuencia, con unos claros objetivos políticos. Una vez finalizada la guerra se contabilizaban en 1939 unos 270.000 presos políticos y en 1945 quedaban  43.000, la mayoría que abandonan las cárceles lo hacían para ser fusilados.

Cualquiera podía ser denunciado y fusilado. La población fue sometida a una depuración sistemática a una investigación persona por persona.

En nuestra comunidad, la represión afectó al ámbito de la cultura, al uso de nuestra lengua, el valenciano, quedó prohibido fuera del ámbito familiar.

El exilio y como consecuencia, la sangría cultural, miles de personas huyeron a Francia, Argentina o Méjico.

Y la tortura, práctica continua, habitual y lo más duro si cabe, los fusilamientos hasta 1975.

En TORRENT, fueron fusiladas 46 personas, entre los años 1939 y 1944. De estos, 45 eran hombres y una mujer, que ejercían distintas profesiones, entre panaderos, labradores, obreros, zapateros, granerers, xocolaters,… de edades entre 23 y 66 años.

Personas concretas con nombre y apellidos, de las que se quedaban familiares, amigos y conocidos marcados por la desgracia de ser ejecutados de una manera injusta.

Es por todo esto, por lo que se realiza este reconocimiento, solicitado por los familiares de Salvador Fernández Ros. Reconocimiento a un torrentino, Alcalde de esta ciudad, ejecutado el 9 de diciembre de 1939, por el mero hecho de ocupar el cargo en el que le habían elegido sus vecinos, un reconocimiento, que debería de haberse hecho antes, aunque por unos actos que no deberían haber ocurrido nunca.

Gracias a Salvador y a su familia por el gran servicio y contribución a esta tierra que nunca olvidará la gran aportación y la valentía al servicio de todos.

Gracias por luchar a favor de convivir y no por la división. El legado de Salvador Fernández Ros y los valores que él encarnaba, continúan hoy vivos en cada uno de sus familiares y por eso hoy nuestro reconocimiento.

Share the Post

Comments

No comment yet.

Your email address will not be published. Required fields are marked *

dieciseis − 15 =

Reconocimientos silenciados

El Ayuntamiento de Torrent, siguiendo con su compromiso para fomentar y ofrecer el empleo entre los jóvenes, ha presentado la propuesta para participar en los programas EMCUJU Y EMPUJU, convocados por el SERVEF. Las dos iniciativas están dirigidas a jóvenes de hasta 30 años, pero con la diferencia de que la primera está dirigida a aquellos que cuentan con una cualificación profesional reconocida por el sistema de formación profesional para el empleo o del sistema educativo; y la segunda a jóvenes desempleados en general. Con ambos proyectos se contratará a 11 jóvenes torrentinos en situación de desempleo durante un periodo de 12 meses. Estos dos programas están cofinanciados por el Fondo Social Europeo y la Iniciativa de Empleo Juvenil a través del Programa Operativo de Empleo Juvenil para el período 2014-2020. Las titulaciones ofertadas son: dos puestos para grado en Trabajo Social, dos para Grado ADE o Economía o Finanzas y Contabilidad, dos para C.F.G.M. Gestión Administrativa; uno para C.F.G.S. Administración y Finanzas, Marketing y Publicidad o Gestión de Ventas y Espacios Comerciales; uno para el Grado en Ingeniería Civil o Ingeniería en Obras Públicas; y por último una persona con el Grado en Información y Documentación. Igualmente se ofrecen tres puestos de peón de pintor para trabajar en el mantenimiento de mobiliario urbano e instalaciones municipales.  El presupuesto total de los dos programas es de 269.150,45 €, de los cuales el ayuntamiento aporta 91.823,45 €. El resto está subvencionado por el SERVEF. El concejal de Gestión de Recursos, Andrés Campos, ha destacado la importancia de estos dos proyectos “puesto que se trata de una apuesta por ayudar a los jóvenes de nuestra ciudad, un sector que se ha visto muy afectado por el problema del paro y al cual le es difícil iniciarse en el mundo laboral”.   Mayores de 55 años El consistorio también va a ofrecer empleo a los parados mayores de 55 años a través de Plan de Empleo de la Diputación de Valencia y que cuenta con 148.420 € de presupuesto. Con esta iniciativa se crearán 20 contrataciones de oficiales y peones en albañería, pintura y jardinería, con un contrato de tres meses, y que se realizarán a lo largo de los meses de junio y julio. Entre los programas dirigidas a los jóvenes y a los mayores de 55 años, se contratarán un total de 31 personas desempleadas. Esto se suma a las medidas realizadas durante el año pasado con las que se consiguió que más de 380 personas pudieran disfrutar de un puesto de trabajo. Unas cifras muy positivas que “superan las expectativas y muestran el cumplimiento del equipo de gobierno en nuestro compromiso con la creación de puestos de trabajo”, ha señalado el alcalde Jesús Ros. De igual manera, Ros ha señalado que al finalizar la legislatura “conseguiremos ofrecer empleo a más de 700 personas”.